CULTURA NO VIOLENTA

viernes, 28 de enero de 2011

3er aniversario del blog

Hace exactamente tres años surgió este blog como práctica de un breve taller impartido en la UCM por el Laboratorio de Innovación Social, con el interés de dar difusión a la I Marcha Mundial por la Paz y la No Violencia.

Inicialmente pensado para buscar adhesiones a la Marcha, animar a la participación y sumar voluntarios al proyecto humanizador del Barrio del Pilar, los temas centrales eran la no violencia y la inmigración. Poco a poco ha evolucionado hacia una forma testimonial y de denuncia, que incluye esos temas y suma muchos otros (mujer, igualdad, desarme, derechos humanos, interculturalidad, política...) y busca inspirarse e inspirar experiencias de cambio social.

Pero además de la acción social y la movilización, está la intención de reflexionar sobre las raíces de la violencia y la injusticia social. Sobre todo entenderlas, para poder avanzar hacia acciones coherentes.

Y eso me lleva a darle vueltas al tema del sentido de la vida, el sentido de la acción (o más bien qué dirección le damos), de la comunicación, con uno mismo y con los otros...

Es la bitácora de una búsqueda (interna, externa) que no ha terminado.

jueves, 27 de enero de 2011

El pueblo que no sabía protestar (la revolución islandesa)

A través de facebook me llegó esta noticia sobre cambios revolucionarios que han tenido lugar en Islandia en los últimos dos años y sobre los cuales los medios de comunicación han hecho vacío. Quizás consideran a Islandia un país poco "relevante" o quizá no les interesaba que se diera difusión.

En "La revolución silenciada" del blog "No sin mi bici", se comentan algunos de los cambios producidos en Islandia a raíz de la crisis, que su autor resume así:

"...dimisión de todo un gobierno en bloque, nacionalización de la banca, referéndum para que el pueblo decida sobre las decisiones económicas trascendentales, encarcelación de responsables de la crisis, reescritura de la constitución por los ciudadanos y un proyecto de blindaje de la libertad de información y de expresión. ¿Se nos ha hablado de esto en los medios de comunicación europeos? ¿Se han visto imágenes de los hechos por la TV? Claro que no. Debe ser que a los Estados Unidos de Europa no les parece suficientemente importante que un pueblo coja las riendas de su soberanía y plante cara al rodillo neoliberal. O quizás teman que se les caiga la cara de vergüenza al quedar una vez más en evidencia que han convertido la democracia en un sistema plutocrático donde nada ha cambiado con la crisis, excepto el inicio de un proceso de socialización de las pérdidas con recortes sociales y precarización de las condiciones laborales..."

También interesante es el blog "Son tiempos difíciles para los soñadores", donde se relata el proceso de un pueblo que "no sabía protestar; la última manifestación que hubo en Islandia fue en 1949 contra la OTAN". Gradualmente, de forma no violenta, los islandeses fueron movilizándose frente a una policía que "nerviosa, no supo cómo gestionar la situación, en sesenta años no habían tenido ninguna carga policial". Cuando los políticos empezaron a acusar al movimiento cuidadano de "terroristas", la gente fue indignándose y... mejor leer el artículo completo (muy recomendable) en: El Partido Mejor, encabezado por un humorista, gana las elecciones en Reikiavik

martes, 18 de enero de 2011

El sueño de los alquimistas

"Herreros y alquimistas" es un pequeño librito de ensayos muy recomendable, del filósofo rumano Mircea Eliade. No es fácil de encontrar en las librerías, normalmente, en la sección de "mitología" o "religiones".

En menos de 220 páginas, este erudito, hace un recorrido por los mitos asociados a los oficios de minero, metalúrgico y forjador, analizando el cambio espiritual del ser humano con el descubrimiento del poder de operar y cambiar las sustancias.

Mircea Eliade explica el desarrollo de la metalurgía, no sólo como un proceso preindustrial, sino desde su conexión con lo sagrado, con los meteoritos "que venían de lo alto", como expresión de dioses celestiales. Una sacralidad que se le pega a los trabajadores del hierro: los herreros, nómadas, difusores de mitos, de ritos y de misterios metalúrgicos. Y, por tanto, difusores de la cultura.

Los herreros, así como antes los alfareros y más adelante los alquimistas, son los "señores del fuego", los que dominan a la materia y podían transformarla mediante el fuego.

Los alquimistas buscarán modificar la materia acelerando los procesos de la naturaleza, pero también la transmutación del ser humano, sustituyendo con su trabajo la labor del Tiempo. Sueños milenarios de los alquimistas que no son nada ajenos a nuestra cultura actual.