CULTURA NO VIOLENTA

miércoles, 16 de noviembre de 2011

"Si quieres un mundo nuevo... ¡desarma el sistema!


El Partido Humanista (PH) finalmente logró avales en 9 provincias para sus candidaturas. Las juntas electorales no lo han puesto fácil. Se fomenta el bipartidismo, ahora ya sin disimulo, porque los partidos han perdido toda credibilidad y lo que no quieren perder es su cuota (ilusoria, por cierto, ya sabemos que son los mercados los que mandan) de poder.

Ahora la campaña electoral está a punto de acabar. Los medios de comunicación ya ignoran directamente a los partidos pequeños. El PH ha ido haciendo su campaña en los barrios y en medios locales. Una entrevista en la Televisión Canaria (ver video más abajo)... un acto organizado por la Asamblea de Carabanchel, "tengo  15 mil preguntas", donde los vecinos hicieron sus preguntas a los representantes de varios partidos, entre ellos a José Luis Álvarez, del PH... un debate en la asociación Panafricanista de Madrid con varios partidos...

La campaña del PH gira en torno al desarme como una de las necesidades prioritarias del momento junto a la defensa del medioambiente. ¿Por qué el desarme? (lo del medio ambiente ya parece asumido por todos).

Porque el dinero que se destina al gasto militar podría resolver los grandes problemas del hambre y la pobreza. Porque los países dedican más esfuerzos y energía en armarse que en buscar la paz, que en invertir en el desarrollo de los pueblos, que en buscar nuevas formas de resolver los conflictos sin violencia... aunque el hipócrita discurso político actual jure y perjure lo contrario. Básicamente, porque falta conciencia del peligro real del armamento nuclear, que puede barrer a millones de personas en un instante, aquí en Europa o en cualquier punto del planeta. Sin embargo, sólo vemos peligro en la crisis económica...

Carl Sagan explica muy bien el peligro de las armas nucleares, ya que "una sola bomba termonuclear equivale a todas las bombas de la II Guerra Mundial" y no habrá lugar seguro en el planeta si ese potencial mortífero se pusiera en marcha. Un potencial al que se sigue alimentando por el temor al ataque de los otros países. Y así, nuestra civilización se juega toda su existencia y la del planeta a una absurda ruleta rusa. Tenemos claro que somos rehenes de los mercados pero, ¿cuándo seremos conscientes de que también somos rehenes del temor?


Entrevista en TVC a Francisco Vaquero, del Partido Humanista de Canarias:

No hay comentarios:

Publicar un comentario